Nuestro mayor desafío es incorporar la informatización a las auditorías

auditoria

Nuestro mayor desafío actual es incorporar la informática en las auditorías, afirmó el Vice Contralor General Reynol Pérez Fonticoba quien comentó que tenemos los medios técnicos, los programas, y lo que resta ahora es fortalecer la preparación y entrenamiento de los auditores.
Pretendemos incorporar con mayor énfasis el dominio de habilidades para explotar programas auditores informáticos, apuntó, lo que dependerá también de la disposición para asumir en el trabajo habitual las nuevas tecnologías de procesamiento automatizado de datos.
Para facilitar esta adaptación, señaló, desarrollamos actualmente un programa de capacitación informático y contable, y preparamos instructores, con un dúo de auditores e informáticos en todas las provincias encargados de replicar los conocimientos a todo el personal.
Son varios sistemas, explicó Pérez Fonticoba, y los auditores tienen que estar preparados y entrenados en todos ellos, con el auxilio de programas automatizados de computación que está desarrollando la Contraloría General de la República (CGR) con sus propios informáticos y auditores, entre ellos el novedoso programa WEB IRAF.
Entramos este año en el proceso de su aplicación piloto, lo que nos facilitará hacer el análisis financiero utilizando las nuevas Normas Cubanas de Auditoría en vigor a partir de este mes de enero, y calcular el riesgo; la materialidad, para determinar el nivel de la muestra con un margen tolerable de error; y el muestreo, cuyas especificaciones las facilitará el empleo de otro programa automatizado, el AUDAT que se desarrolla con la Universidad de Ciencias Informáticas y el cual nos permitirá estratificar la muestra, explicó.
La CGR tiene por ley la misión de controlar y fiscalizar la ejecución del presupuesto estatal, y tenemos 11 años de experiencia en esa labor en los que hemos ido aprendiendo haciendo, dijo Pérez Fonticoba. Este año la tercera parte de todas las acciones de control planificadas están orientadas a ese objetivo, lo que representa un incremento respecto a los años anteriores, acotó.
En 2021 incorporaremos la experiencia obtenida el año anterior de 15 auditorías de ejecución del presupuesto realizadas conjuntamente con varias Unidades Centrales de Auditoría Interna (UCAI) de algunas entidades, a partir de indicadores establecidos por la CGR y del seguimiento y supervisión superior de ese proceso, detalló el Vice Contralor General.
Esa experiencia nos parece positiva porque nos permitió trasladar experiencias a los auditores que se inician en esta modalidad y también conocer en la práctica los problemas que éstos tienen para desarrollar su labor, comentó. Algunas veces esos problemas son por incomprensiones por parte de sus jefes y otras por una falsa interpretación del concepto de la independencia relativa en su labor, todo lo cual tiene que ver con la actitud del auditor, precisó.
Apreciamos que, en su mayoría, los auditores de las UCAI que participaron están preparados para desarrollar esta labor, y recalcamos que éstos en la ejecución de las auditorías deben actuar con total imparcialidad e independencia de criterios, puntualizó Pérez Fonticoba.
El auditor interno forma parte de su organización, pero esto, precisamente, le permite detectar mejor los problemas, asesorar, enseñar, y así es como está ayudando realmente a la entidad a que pertenecen, aclaró. No puede haber un criterio subjetivo a la hora de emitir la evaluación, alertó. Eso está presente y tenemos que seguir trabajando en eso, con los auditores y con las administraciones, pero más con los auditores pues éstos producto de su trabajo obtienen evidencias, pruebas, y nada puede variar esos resultados, enfatizó.
Estamos promoviendo una mayor alianza con la Oficina Nacional de Administración Tributaria (ONAT), agregó, para darles continuidad a los hechos que encontramos y que puedan continuar trabajando en esa dirección.
Con las UCAI este año pretendemos llegar a un mayor número de lugares, dijo Pérez Fonticoba, y seguiremos promoviendo que los órganos y organismos realicen sus acciones de control siempre con una mirada hacia el presupuesto, porque, como dijo nuestro Apóstol José Martí “los presupuestos son la vida cierta de los pueblos, el eje a cuyo alrededor todos los demás actos del país se mueven y sujetan¨.

 

Compartir:

Añadir nuevo comentario