El secuestro de Elián González y la Batalla de Ideas

Elian y su padre

Ya han pasado 20 años del regreso a la Patria de aquel niño de seis años, secuestrado en Miami por familiares lejanos, en contubernio con la mafia cubano-americana tras perder a su madre en el naufragio de un bote al que lo subió sin permiso de su padre.

Fue devuelto a Cuba bajo la tutela del padre siete meses después, el 28 de junio del 2000, tras la movilización de todo el pueblo de Cuba y un largo proceso judicial, violatorio del derecho internacional y de las propias leyes norteamericanas, pues ambas legislaciones reconocen que la jurisdicción sobre estos casos corresponde sólo a los tribunales del país de origen.

Elián González Brotons era apenas un pionero de seis años cuando un 22 de noviembre de 1999 su madre intentaba sacarlo ilegalmente de Cuba en una embarcación rumbo a Estados Unidos estimulada por la Ley de Ajuste Cubano.

El naufragio del bote en que viajaban provocó la muerte de once de los ocupantes excepto Elián y dos personas más. El niño, aferrado a un neumático, fue rescatado por pescadores y conducido a territorio norteamericano, donde se convirtió tras el justo reclamo de su padre, en el centro de la batalla de todo un pueblo durante siete meses por su regreso.

Al llegar a tierras de la Florida el menor fue puesto al cuidado de Lázaro González, su tío abuelo paterno residente en Miami, quien poco después, en abierta complicidad con la mafia anticubana, se opuso a todo intento de retornarlo a Cuba.

El padre de Elián, Juan Miguel González, que desconocía la salida de su hijo de Cuba, solicitó de inmediato su repatriación, acto que fue respaldado por el gobierno de Cuba y todo su pueblo.

Ante la oposición de los parientes lejanos de Elián a que éste regresara a su país, el Servicio de Inmigración y Naturalización (INS) de Estados Unidos reconoció, el 5 de enero de 2000, el derecho de patria potestad de Juan Miguel sobre su hijo.

La decisión fue respaldada por la Fiscal General de los Estados Unidos, Janet Reno, y el presidente William Clinton, y se fijó entonces el retorno del niño antes del 14 de enero. Pero los parientes y los grupos anticubanos de Miami apelaron la decisión y llevaron el caso ante los tribunales norteamericanos.

El 21 de enero, las abuelas de Elián viajaron a Estados Unidos a buscar a su nieto. Cinco días después, tras múltiples gestiones, fue que pudieron verlo, pero apenas por unas pocas horas, y tuvieron que regresar solas a Cuba.

Ante el silencio de las autoridades norteamericanas, el 5 de        diciembre jóvenes de las Brigadas Técnicas Juveniles (BTJ) protestaron frente a la Oficina de Intereses de Estados Unidos en La Habana (SINA), por la retención del niño.

La acción fue el preludio de lo que más tarde resultaría una ola de manifestaciones multitudinarias, entre marchas de cientos de miles de personas --las Marchas del Pueblo Combatiente--, combativas Tribunas Abiertas en distintas ciudades del país y el inicio de la Batalla de Ideas.

El 23 de diciembre de 1999, ante un grupo de niños que custodiaron la Sección de Intereses de Estados Unidos en La Habana, con motivo de la marcha en reclamo del niño Elián González, en el círculo social "José Antonio Echeverría", el Comandante en Jefe, Fidel Castro, expresó:

“Lo que se inicia hoy es la segunda etapa de la batalla de masas que venimos librando desde el domingo 5 de diciembre. Ha sido y es una batalla de ideas, de opinión pública nacional e internacional, de principios legales, éticos y humanos, entre Cuba y el imperio, que en nuestra Patria es apoyada por una de las más grandes y combativas movilizaciones que ha tenido lugar a lo largo de nuestra historia”.

Lo que no pudieron prever en ese momento, los funcionarios de la SINA, es que éste sería el movimiento popular más prolongado y masivo, de los que se habían llevado a cabo desde el 1 de enero de 1959, hasta nuestros días.

El padre de Elián, Juan Miguel González, viajó el 6 de abril a Washington, pero no fue hasta 16 días después que pudo reunirse con su hijo tras un operativo federal que rescató al niño de manos de los secuestradores.

Las maniobras llegaron al Tribunal de Atlanta, que en dos instancias rechazó las demandas de asilo político para Elián, no así un interdicto que impedía su regreso.

El lunes 26 de junio el Tribunal Supremo de los Estados Unidos en sólo dos días solucionó un caso que duraba más de 7 meses y negó todos los recursos legales a los secuestradores. El 28 de junio del 2000 el niño y su padre regresaron a Cuba.

"Me siento feliz en Cuba, de que el resultado de esa lucha protagonizada por los cubanos a la que se sumó el pueblo norteamericano y muchas personalidades, dirigidos por Fidel, me dio la posibilidad de crecer aquí, conocerlo, ser su amigo y es mi mayor orgullo", dijo Elián el 12 mayo de 2016.

En julio de 2010, Elián realizó declaraciones públicas en las que agradecía a los pueblos de Cuba y Estados Unidos por haber logrado su liberación y apoyado a su padre Juan Miguel en todo momento; también declaró no guardarles rencor a sus parientes de Miami, a pesar de haber sido protagonistas del secuestro.

El 6 diciembre de 2018 el entonces Presidente de los Consejos de Estado y de Ministros de Cuba, Miguel Díaz-Canel Bermúdez, felicitó a través de su cuenta en Twitter a Elián al cumplir 25 años, y recordó que la batalla por su libertad, liderada por Fidel, demostró cuántos desafíos se pueden vencer juntos.

El 29 diciembre de 2019 su ciudad natal otorgó al joven ingeniero industrial Elián González el título de Hijo Ilustre de Cárdenas, conferido durante el acto provincial de Matanzas por el 61 aniversario del Triunfo de la Revolución. El Título de Hijo Ilustre entregado al ya militante de la Unión de Jóvenes Comunistas coincidió con los 20 años del surgimiento de la Batalla de Ideas

Compartir:

Comentarios

Enlace permanente

Eduardo Antoni… (no verificado)

GRACIAS TENEMOS QUE DARLE A NUESTRO PUEBLO QUE TANTO LUCHO PARA PODER REGRESAR A ESE NIÑO DE IDEAS REVOLUVIONARIAS COMO LO MES ELIÁN

¡¡¡¡¡FELICIDADES  ¡¡¡¡¡

Añadir nuevo comentario